Nana de amor


 

Si alguna vez sientes frío,
te envolveré con el río
ondulado de mi pelo,
desde la cabeza hasta el suelo

y te dormirán mis nanas
y despertarás por las mañanas
con el sol de mi ventana,

pero, será mi cómplice la luna
que, nos regalará cada una
de las noches que le pidamos

y nos dejará que nos abramos
y nos cerremos
y que, nos cerremos
y nos abramos
y que, nos queramos
y nos abracemos.
y que nos amemos
y sólo después… durmamos;
yo a tu lado y tú al mío.

Y si alguna vez sientes frío…

Te envolveré con el río
ondulado de mi pelo
y sentirás paz y consuelo
y ya nunca más… temor.

Dulces sueños tengas, mi amor.

 

 


Pilar Ruiz Costa

Acerca de Pilar Ruiz Costa

Me dedico a la Comunicación y a los eventos desde hace muchos, muchos años. Contadora de historias con todas las herramientas que la tecnología pone a mi alcance.

otro Post Data, el blog de Pilar Ruiz Costa


Antes de suscribirte es importante que conozcas nuestra POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.